martes, 2 de enero de 2018

El toro jijón en el libro "Patrimonio territorial y Turismo en Villarrubia de los Ojos"

Anuncio de la presentación del libro divulgado en redes sociales. 

El pasado 29 de diciembre se presentó el libro "Patrimonio y Turismo en Villarrubia de los Ojos" en el Museo Etnográfico de esta misma localidad manchega.

El inicio de un catálogo de recursos turísticos que pueden existir en un entorno geográfico de máxima diversidad como el de Villarrubia de los Ojos, en el que confluyen  al menos tres ecosistemas diferentes,  y con una aportación de hitos singulares a la Historia en cada una de las Épocas, no es tarea sencilla. 

Tuvimos noticia de esta iniciativa que pretende catalogar los recursos turísticos de Villarrubia y accedimos a colaborar con el coordinador de la misma, el Profesor de Geografía de la Universidad de Castilla La Mancha Don Jesús Francisco Santos Santos. En julio de 2014 mantuvimos entrevista en la que pudimos aportar los contenidos que podrían ser de utilidad para este primer catálogo. También intercambiamos información y el avance de nuestras investigaciones. 

En el libro se incluyen dos imágenes del toro "Balleno" de la ganadería de Vicente Martínez que procedía de Juan José Fuentes que a su vez heredara de su padre Julián Fuentes, que compraran a los Hermanos Arratia y estos a los ganaderos de Villarrubia de los Ojos Díaz. Los Fuentes refrescaron sangre con ganado de los Jijón. Luego tiene este ganado sangre jijona pura en el momento de los dibujos. 

Estas imágenes son muy ilustrativas ya que están realizadas por un dibujante, Manuel Castellano de la época, que aportan un realismo casi fotográfico. Hasta hace poco tiempo la única fuente de información de la que disponíamos de estas imágenes era la procedente de la la obra "Cabrera Bonet, Rafael. "Los Toros de Castellano". Madrid, Unión de Bibliófilos Taurinos, 1.990. 4º mayor, apaisado. 2 volúmenes. Tomo I: XXIV + 124 págs. y 1 hoja, conteniendo 60 láminas, numeradas aparte, del 1 al 60. Tomo II: 146 págs. y 1 hoja, conteniendo 67 láminas, numeradas aparte, del 61 al 127". En la actualidad la propia Biblioteca Nacional ya las tiene publicadas en formato digintal en su web:

http://bdh-rd.bne.es/viewer.vm?id=0000209206

El libro también incluye una ficha en la que se detallan una serie de informaciones que se reproducen seguidamente:

Página 268 del libro y exhibida en la presentación del libro como modelo de ficha


Apartado 1, Denominación: Ganaderías Locales y Toros Jijones. Número Catálogo : IMM 13
Apartado 2, Lugar: Antiguas zonas de pastos, asociadas a vegas y llanos del sur del municipio.
Apartado 3, Descripción Breve: Antigua Casta Ganadera
Apartado 4, Valoración intrínseca del Recurso: Medio.
Apartado 5, Tipo de valores:Tradicional.
Apartado 6, Antigüedad estimada: Más de 100 años.
Apartado 7, Accesibilidad: Baja.
Apartado 8, Participación popular: Escasa.
Apartado 9, Información disponible: Media.
Apartado 10, Uso turístico: 
                          Sensibilidad del recurso: Nula.(1)
                          Protección recomendada: Media.
                          Capacidad de carga teórica: Baja.
                          Uso turístico actual: Nulo. (2)
                          Infraestructura turística in situ: Inexistente.
                          Inversión para la adecuación turística: Alta.

Apartado 11, Descripción
La tradición ganadera del municipio cuenta con cientos de años de antigüedad aunque en la actualidad sea una actividad con poca visibilidad. Los toros jijones, ganado de lidia actualmente extinto (3), se considera una de las casta fundacionales de ganado bravo. Mofológicamente estos toros de casta jijona se caracterizaron por su gran tamaño, su color negro o bermejo, bien armados y de gran bravura. (4) Esta ganadería alcanzó su esplendor entre los siglos XVII y XIX. Las familias Sánchez Jijón y Díaz Hidalgo, allá por el siglo XVI y XVII, fueron los pioneros en introducir estos astados en la zona, criándolos en dehesas y preparándolos para la lidia, pudiendo ser considerados pioneros en la crianza y selección de ganado bravo, que, hasta entonces, tenía como uso principal el abastecimiento de carne.(5) Los entornos de los ríos Gigüela y Guadiana, eran un hábitat idóneo para el cuidado de las reses por la disponibilidad constante de alimento y agua que también fue aprovechado por el ganado equino. 

Apartado 12, Identificación gráfica
Imagen del toro Balleno, se cita la fuente Fondos de la Biblioteca Nacional de España. Biblioteca Digital Hispánica.     

Se agradece  que se comparta el objetivo de singularizar la cría tradicional del ganado bovino mencionándolo como recurso turístico como bien inmaterial. 

Desde el año 2009 nuestra iniciativa participa en las actividades del fomento de este recurso como ruta y bien inmaterial habiendo conseguido el reconocimiento exterior y aspiramos a que se pueda materializar la habilitación de un espacio en el que se pueda reintroducir el bovino de ascendencia de este mismo origen. 

Emplazamos a los promotores de la iniciativa de catalogar los recursos turísticos  a que actualicen la información y la complementen. Aportamos alguna idea adicional sobre las citas anotadas en rojo:

1. La sensibilidad sobre el recurso valorada como nula estimula el impulso pero olvida la realidad de proyectos relacionados con el turismo que si lo han tenido en cuenta como el Hotel Jijones, la marca de vino Jijones de la Cooperativa el Progreso de Villarrubia de los Ojos o la casa rural El herradero que publica la ruta del toro Jijón y se considera parte de esta ruta, por mencionar las más directamente relacionadas. 
 2. El uso turístico actual del toro jijón podría parecer nulo desde una retrospectiva ya antigua. Actualmente los guías de los Parques Nacionales de la provincia mencionan el uso ganadero de ambos espacios, algunas empresas privadas de turismo activo también lo mencionan, la ruta del toro jijón está publicada por la Bibilioteca de Villarrubia de los Ojos, además de estar accesible en internet y hay consulta sobre su uso. En otras zonas con ganaderías jijonas se incluyen las rutas del toro jijón. La revista internacional Tierras Taurinas publicó la ruta del toro jijón en enero de 2016. La propia Universidad de Castilla La Mancha incluyó ponencia en el curso de guías turísticos sobre el Toro Jijón, por citar alguno de los usos. 
3. El toro jijón actualmente no está extinto, desaparecieron los ganaderos y las ganaderías de Villarrubia de los Ojos, pero afortunadamente transmitieron ejemplares a otras ganaderías que han llegado hasta nuestros días. Genéticamente se acredita su existencia por estudios de la UCM, además de que existan otras formas de acreditar su ascendencia vinculada a la raza.  
4. La descripción morfológica de la variedad racial manchega en cuanto a pelajes es la más completa, es de las pocas razas que daba todos los pelajes. Es cierto que destacaba el "colorao encendio" pero observando las fichas no era el que predominara. Sobre la bravura, digamos que es factor del comportamiento que se selecciona y que evoluciona según se va seleccionando por el ganadero.  
5. En realidad los ganaderos Sánchez Jijón y Díaz Hidalgo fueron pioneros en la selección del ganado. En nuestra zona tenemos ganado bovino desde al menos el siglo I antes de Cristo, en la que aparece la primera referencia bibliográfica de presencia de bóvidos en la inmediaciones de Villarrubia de los Ojos. Por cierto que existen al menos cuatro mujeres tan importantes como los mencionados y otros ganaderos que también aportaron la historia de la ganadería. 
Este recurso tiene grandes fortalezas existiendo oportunidades para su desarrollo y merecería la pena que se hiciera posterior análisis para corregir, afrontar, mejorar y finalmente poder explotar las posibilidades. Esperemos que pronto se encuentren promotores que quieran materializarlo, mientras tanto, desde nuestra iniciativa nos cabe seguir aportando información y animar y brindar nuestro apoyo a los interesados en su promoción. 


En el libro se usa un segundo dibujo de Manuel Castellano de los tres que conocemos del muy ilustrativo toro Balleno, para introducir los recursos calificados de Ámbito Cultural o Inmaterial. 

Imagen del toro Balleno del dibujo original de Manuel Castellano. Aparece el siguiente texto manuscrito del autor: 9 de abril de 1855. Balleno de Don Vicente Martínez (Colmenar Viejo) con divisa Morada, antes perteneció a Don Juan José Fuentes (Vecino de Moral Zarzal) fue bueno mató 3 caballos.

Imagen del toro Balleno del dibujo de Manuel Castellano.


Balleno fue dibujado por el arquitecto Facundo Clemente para la publicación en la revista Terralía en la que se publicaron los trabajos de investigación de Joaquión Monfil de la Asociación el Toro de Madrid. En nuestro blog publicamos reseña sobre este dibujo en septiembre de 2008 en el siguiente enlace:


y con el siguiente título y contenido: 

"Toro jijón puro, según Facundo Clemente.

Facundo Clemente es arquitecto y además miembro de la Asociación El Toro de Madrid. Gran dibujante taurino y extraordinario conocedor de los distintos encastes. 
Este dibujo se publicó en la Revista Terralia (de la que damos cuenta en nuestra sección "toros jijones según:")
Tenemos noticias de que se corresponde con un toro de D. Vicente Martínez, llamado Balleno y que fue lidiado en Madrid en 1854. Al parecer está inspirado en dibujos de Manuel Castellano. Por lo que sabemos en aquella época este ganadero aún no había realizado cruces de ganado, por lo que podemos considerarlo como toro jijón puro.

Destacamos la encornadura abierta, horizontalidad en la salida y grosor de la mazorca, repunte hacia arriba. Nuca estrecha, cara fina. Alto de atrás. Cola en cayado.

En el píe de la imagen del dibujo original de Manuel Castellano consignábamos el siguiente texto: 


Este era el original en el que se basó Facundo Clemente para su dibujo de Balleno. El autor hiperrealista, Manuel Castellano hizo este dibujo en los corrales de la plaza, antes de ser lidiado el día 9 de abril de 1855. Consigna un color gijón ("colorao encendio") y amarillento. Es de la ganadería de Vicente Martínez recién comprada a Juan José Fuentes.  

En el dibujo aparece manuscrito este texto del autor: "9 de abril de 1855. Balleno (Gijón y amarillento, de Don Vicente Martínez (Colmenar Viejo) antes de Juan José Fuentes vecino de Moral Zarzal, con divisa morada) fue bueno mató 3 caballos".
Fuente de la imagen original Biblioteca Nacional en el siguiente enlace:

El toro Boticario fue lidiado el mismo día, posiblemente fuera hermano de Balleno, tiene rasgos muy similares y además se consigna el hierro el anterior propietario con el hierro F de la ganadería de Don Juan JOse´Fuentes.  
Reportaje de la periodista Patricia Vera sobre el Toro Jijón del año 2009 en el que se mencionaban los distintos aprovechamientos de la cría tradicional de bovino en Villarrubia de los Ojos. 

lunes, 18 de diciembre de 2017

Antiguos parajes de ganado bravo para felicitar la Navidad.


Atardecer en antiguos parajes ganaderos, en este caso en el Parque Nacional de Las Tablas de Daimiel, diciembre de 2017.

Desde la Iniciativa para la conservación del bovino de origen manchego, Toro Jijón, felicitamos a todos nuestros seguidores la Navidad, deseándoles lo mejor para estos días y para el próximo año 2018.


miércoles, 13 de diciembre de 2017

Mujeres en Villarrubia de los Ojos, Historia y Economía de la Ganadería Española.


Lo que se ha escrito sobre la aportación de Villarrubia de los Ojos a la Historia y Economía de la Ganadería no ha sido analizado desde una perspectiva objetiva, pasando por alto los nombres de las mujeres que tuvieron tanto o más protagonismo que los hombres que se dedicaron a la misma actividad. 

Ser propietario de una ganadería heredada o comprada genera el mismo tipo de obligaciones y compromisos, tanto si el dueño es una mujer como si es un hombre, no se entiende el desmérito y falta de reconocimiento de la actividad de la mujer en las mismas ocupaciones que el hombre. Afortunadamente haciendo una retrospectiva se observa como en la mayoría de los casos, el papel de la mujer al frente de una ganadería es mucho más fructífero que el de un hombre. 

Es muy poco conocido pero la mejora racial de animales domésticos, seleccionando a los progenitores y cruzándolos, utilizando el sistema de corralas en los que se encerraba al "macho elegido" con las "hembras raceadoras" para obtener determinados rasgos morfológicos y de comportamiento, nació en Villarrubia de los Ojos. 

La Universidad Complutense de Madrid en un estudio titulado Análisis Histórico de Casta Fundacionales menciona como primer creador de raza ganadera utilizando los actuales sistemas de selección (que se le atribuían a Bakewell) a un ganadero de Villarrubia de los Ojos en la Provincia de Ciudad Real, que transmitiría a los siguientes ganaderos y ganaderas. 

¿Qué particularidades tenía la actividad vaquera herrada en extensivo de Villarrubia de los Ojos?. En primer lugar que el ganado se marcaba en la piel con un hierro incandescente con una  "marca".
Marca de hierro de Leonor del Águila Bolaños.

Para establecer un sistema de selección y un rastro de los cruces que se iban haciendo, se hacía necesario que los ejemplares que participaban en la mejora racial fueran identificados con un sistema fiable. La marca de fuego en la piel identificaba a las propietarias del ganado, también identificaba el año de nacimiento de cada ejemplar, y se le asignaba un número. Este número estaría en un registro que tendría asociado un nombre, se consignaba siempre el nombre de la madre, si era macho en masculino y si era hembra en femenino. Las madres estarían agrupadas por reatas que se correspondían con el parentesco, estarían las bisabuelas, abuelas, madres, hijas, nietas, biznietas, tataranietas con nombres muy parecidos. Las reatas de vacas tenían una puntuación de tal forma que por el nombre de las vacas se conocía su calidad. Cuando había que apartar a las futuras madres por puntuación con el ejemplar macho que pudiera mejorar, se identificaban por el nombre, y por el número asociado, marcado en la piel. 

Procedente de la obra "Toros en 1803, una curiosidad bibliográfica referente a las corridas reales verificadas en Madrid en dicho año" por Luis Carmena y Millán. Tirada de 50 ejemplares, copia 18 para el Excmo Sr. D. Pacaula Gayangos. Obra aportada por Lorenzo Cerón Miranda. Aparece el nombre de los toros, el pelaje, forma de la cornamente, edad y la marca de hierro. 


Cuando se vendía el ganado a otros ganaderos estos se llevaban los ejemplares herrados y de estos se seguiría el mismo sistema. 

Como ocurre en la actualidad, ser propietario de una marca te da más o menos notoriedad en función del éxito del bien o servicio que se comercialice. El nombre de Villarrubia de los Ojos se hizo famoso y lo es hoy en el campo de la historia de la veterinaria, como el lugar en el que se diseñó el sistema de mejora racial de animales domésticos que luego sería utilizado en ovejas por ingleses para la mejora de carne, lana, leche ...

Las ganaderas en Villarrubia de los Ojos obtuvieron esa notoriedad y figuran en la Historia y Economía de la Ganadería internacional. No son unas ganaderas más, son mujeres cuyos nombres formarán parte de la trazabilidad de los animales que criaron y comercializaron. 

Lejos del mito de la extinción, como si hubieran sido los animales los que desaparecieron, las mujeres que dieron su nombre a la continuidad de una forma de criar ganado pudieron transmitir e impulsar ese "saber hacer" a nuevos ganaderos, que a su vez siguieron transmitiendo, hasta nuestros días. 

La importancia y protagonismo de la mujer, si hoy es cuestionada, nos podremos imaginar cómo habrá sido cualquier periodo de tiempo anterior. En la ganadería con nombres propios, son muy muy escasos los nombres de mujer. Villarrubia de los Ojos, aporta a la Historia y a la Economía cuatro nombres de mujer: Leonor, Manuela, María Paz y María Soledad. 

Su protagonismo está ahí, hay que hacer poco esfuerzo para encontrarlo, quizá si cabe hacer más visible su papel singular que las diferenció de los hombres y mujeres de su época aportando su actividad con nombre de mujer. 

Lo que sabemos por los estudios consultados es que fueron catalogadas como meras propietarias que heredaron de sus padres o consortes las ganaderías y después las transmitieron. Un eslabón más en la secuencia de la historia de una raza del que muy poco se ha estudiado. 

Sin embargo, se debe decir que estar presente en los carteles y la prensa nacional con tu nombre y tus apellidos conlleva cierta responsabilidad y compromiso, un propietario no deja su nombre para que pueda ser expuesto en público y se pueda valorar su intervención en el producto que vende. Es poco creíble que el papel de la mujer en una ganadería fuera el de propietaria y nada más. Las ganaderas no solo vendieron ganado para espectáculos taurinos también se vendieron camadas completas a otros ganaderos que formaron o reformaron su ganadería con estos productos que han llegado hasta nuestros días y que forman parte del catálogo de variedades raciales.

Sirva este texto como mención de cuatro nombres propios de mujeres en Villarrubia de los Ojos que forman parte de la Historia y que deberían integrarse en la ruta "Mujeres en Villarrubia".

   Leonor del Aguila Bolaños
   Manuela de la Dehesa Angulo
   María Paz Silva Bernuy 
   María de la Soledad Teresa Bernuy Valda.

En próximas publicaciones haremos mención expresa de las aportaciones de cada una de estas ganaderas a la historia.

Cementerio municipal de Villarrubia de los Ojos, lápida en la que aparece citada la primera ganadera de bovino de raza de vacuno de origen manchego


Riojano, retinto, toro del Marqués de Gaviria, antes de la Ganadería de Leonor del Águila y Bolaños. 

Procedente de la obra "Ganaderías Bravas de España, orígines y vicisitudes porque han pasado las que existen en la actualidad. Datos recogidos y ordenados. Redacción de El Toreo. Página 41

https://bibliotecadigital.jcyl.es/es/catalogo_imagenes/grupo.cmd?path=10077274


Hierro de la Ganadería de Condesa de Salvatierra, imagen procedente de un dibujo de Castellanos.


Huracán, toro pintado por Castellano del Marqués de la Conquista que fuera de la Condesa de Salvatierra. Agosto 1854. Aparece el hierro de la Condesa de Salvatierra. Documentación aportada por Lorenzo Cerón MIranda. TOROS DE CASTELLANO, LOS del autor RAFAEL CABRERA BONET

Luchana, toro pintado por Castellano del Marques de la Conquista que fuera de la Condesa de Salvatierra (en el dibujo, el autor menciona Conde de Salvatierra). 1854. Docomentación aportada por Lorenzo Cerón Miranda. TOROS DE CASTELLANO, LOS del autor RAFAEL CABRERA BONET.


Webgrafía:

"Ruta por Almagro con las mujeres como protagonistas"

La Universidad Complutense de Madrid en un estudio titulado Análisis Histórico de Casta Fundacionales menciona como primer creador de raza ganadera utilizando los actuales sistemas de selección (que se le atribuían a Bakewell) a Juan Sánchez Jijón de Villarrubia de los Ojos en la Provincia de Ciudad Real, España.
Titular de la prensa escrito por Gregorio Belinchón: «La pionera del cine, borrada de la historia por ser mujer»

Bibliografía:

Folklore y Costumbres de España. Tomo I. Ediciones Merino-Madrid.
Edición fascímil 1988 de la editada por Casa Editorial Alberto Martín. Barcelona. 1943
ISBN: 84-86912-01-6

  • Se mencionan a estas ganaderas en el capítulo dedicado a El Toro Español, escrito por Lorenzo Ortiz Cañavate.
  • En la página 585 de este libro aparece un índice toponímico en el que apare mencionado Villarrubia y Villarrubia de los Ojos en las páginas: 456, 457, 458, 475, 477, 478, 502, 503 y 505.
  • En las relaciones por Orden Cronológico correspondientes a las ganaderías de toros bravos lidiada en la Plaza de Madrid encontramos todos estos ganaderos de Villarrubia de los Ojos. ya aparecen mencionadas las cuatro ganaderas en Villarrubia de los Ojos, sin embargo poco se ha estudiado su aportación a la bovinotecnia actual.
  • D. José y D. Miguel Jijón, de la Mancha. Divisa Azul. 7 de noviembre de1765
  • D. Miguel Jijón, de Villarrubia. Divisa Encarnada. 22 de abril de 1776
  • D. Hermenegildo Díaz Hidalgo, de Villarrubia de los Ojos. Divisa Blanca. 10 de junio de 1782
  • D. José Gijón, de Villarrubia de los Ojos. Divisa encarnada. 28 abril 1794.
  • D. Juan Díaz Hidalgo, de Villarrubia de los Ojos. Divisa Verde. 21 de abril de 1800.
  • D. Ramón Sierra, de Zacátena (Mancha). Divisa Morada. 20 de julio de 1803.
  • Dª. Leonor del Águila Bolaños, de Villarrubia de los Ojos. Divisa Encarnada. 20 de Julio de 1803.
  • Conde de Valparaíso, de Villarrubia. Divisa Azul. 19 de septiembre de 1808.
  • D. Martín Magín, de Villarrubia. Divisa Verde. 19 de septiembre de 1808.
  • D. Bernabé del Águila Bolaños, (Antes de D. José Girón)de Villarrubia. Divisa Encarnada. 30 de Septiembre de 1810.
  • Dª. Manuela de la Dehesa Angulo,de Villarrubia de los Ojos. Divisa Encarnada y escarolada. 10 Octubre de 1822.
  • Dª. María de Paz Silva, de Villarrubia de los Ojos. Encarnada y amarilla. 29 de mayo de 1837.
  • D. Leandro Casanova, de Villarrubia de los Ojos. Divisa Celeste y amarilla. 16 de diciembre de 1838.
  • D. Fulgencio Díaz Hidalgo, antes D. Hermenegildo, de Villarrubia. Divisa Celeste. 4 de septiembre de 1843.
  • Condesa de Salvatierra (antes de Dª. María de Paz Silva), Villarrubia. Divisa Encarnada y Verde. 28 de abril de 1845.
  • D. Manuel de la Torre Rauri (antes Manuela de la Dehesa de Angulo) de Villarrubia. Divisa Encarnada y escarolada. 30 de junio de 1845.
  • D. Fulgencio Díaz Hidalgo, de Villarrubia. Divisa Celeste. 12 de abril de 1841. Sevilla.
  • Francisco Arjona Guillén (oriundo de los Gijones), de Madrid. Divisa Verde y encarnada. 18 de abril de 1847. Sevilla. Este último no era de Villarrubia de los Ojos, pero lo mencionamos por la reseña de su origen de Casta Jijona.


Justificación del texto:

Así surgió la idea de escribir sobre esta materia: el pasado 16 de noviembre de 2016, puede leer este titular del Ayuntamiento de Almagro en la provincia de Ciudad Real: "Ruta por Almagro con las mujeres como protagonistas". Se informaba de que con motivo del X aniversario del Centro de la Mujer, el taller de empleo "Calidad Turística", en colaboración con la Concejalía, había organizado la ruta "Mujeres de Almagro" para dar a conocer el papel histórico y antropológico que la mujer ha desempeñado o desempeñan en la ciudad encajera.

Esta información me llevó a pensar en la ruta de "Mujeres de Villarrubia", que se podría organizar singularizando su protagonismo en este ámbito geográfico y su notoriedad más allá de lo local que pudieran haber alcanzado en esta otra localidad manchega con una larga tradición ganadera.

Pocos días después coincidí en una jornada de reforestación del Parque Nacional de las Tablas de Daimiel (Ciudad Real) con un nutrido grupo de amigos de Villarrubia de los Ojos, entre los que se encontraban asociaciones de mujeres, pudiendo hablar también con el Agente de Desarrollo Local, Carlos Villanueva, el concejal de Medio Ambiente Miguel Angel Sánchez Crespo y la alcaldesa, Encarnación Medina Juarez. Tuve ocasión de intercambiar impresiones sobre esta cuestión y rápidamente aparecieron citadas importantes mujeres de Villarrubia de los Ojos, así como colectivos que habían protagonizado etapas de la historia con un papel poco conocido, pero muy relevante en la sociedad.

Casualmente entre las mujeres conocidas en el evento encontré a una ganadera de vacuno, hija también de ganadera y a la que su familia y la nuestra une una gran amistad. Pudimos comentar como en su día diseñamos la Ruta del toro Jijón para reivindicar la necesidad de conservar la cultura de la cría de bovino que prácticamente había desaparecido y que había estado presente en este Espacio Natural Protegido. Lo más interesante es que asociamos ideas y pudimos caer en la cuenta de que en Villarrubia de los Ojos hubo mujeres que forman parte de la Historia y de la Economía de la Ganadería española.

También debo expresar mi reconocimiento especial a la colaboración recibida de Lorenzo Cerón Miranda en la aportación de bibliografía y material gráfico para ilustrar el texto y el apoyo para documentar la historia de la ganadería de vacuno tradicional.